The King is Dead

 

La rumba es divertida en el nuevo vecino del Miami Design District.

spanish pic.jpg
Carolina, Michelle y Evelyn. Foto: Julio Martínez.
 

Por Sandra Palacios

Rodeada de imágenes renacentistas, poltronas y escudos reales, enormes lámparas de hierro forjado cual palacio victoriano, ambientada por provocativas mezclas de música house y un grupo selecto de ''gente linda'' vestida de jeans, sombrero y sneakers; así es la rumba en The King is Dead, el nuevo vecino del Miami Design District.

Sin corte real, ni princesas o caballeros, el recién abierto club de este alternativo hot spot de la ciudad se abre un importante lugar en la trillada escena nocturna de Miami, formulándole a la gente una movida chic que anuncia que ¡El Rey está muerto!, sin saber de quién se está hablando, pero que hay que celebrar.

Evocando la proclamación francesa ¡Le Roi est mort. Vive le Roi!, que se impuso en la Europa de 1422 tras la coronación de Charles VII, a la muerte de su padre, Charles VI, este nuevo place to be de nuestra ciudad le propone a los trasnochadores bailar y disfrutar de su música, tragos y ambiente rodeados del lujo de la Europa victoriana, sólo que con menos protocolo.

TKID, primo hermano del concurrido restaurante Grass, se beneficia de la extensa lista de clientes de ese local para ofrecer noches completas de esparcimiento; así que el plan es completo: cena al aire libre en Grass, y luego rumba en King, sólo King porque el nombre es muy largo.

Con un espacio para más de 300 personas, sus creadores y diseñadores --Anthony Capano, Cristina Ventura, Mazi Soofi, Todd Litterelle y TJ Lenk-- pensaron en salirse del cajón de la rumba preconcebida de luces de neón y bailarinas exóticas, para darle a las altas horas de la noche un poco más de estilo.

Con accesorios traídos de Italia, artesanías, cortinas y poltronas de terciopelo rojo y púrpura, escudos y espadas, paredes de cuero y pisos de mármol, los detalles prometen tener entretenido el ojo del visitante antes de que la rumba se salga de control, o antes de que los dos inmensos cuernos que sobresalen de El Trono de Drácula, una de las zonas más llamativas del local, capturen por completo su mirada.

Eso sí, luego de haber apreciado cada detalle de su decoración, el lugar es para bailar, no para hablar, ni para primeras citas; el volumen de la música es tan alto que no deja cabida a conversación alguna, así que los comentarios hay que guardarlos para el otro día. Pero eso no es problema, con Open Format se da gusto a todos los que quieran bailar hasta el amanecer, plebeyos y monarcas.

Por eso la rumba es corrida, de martes a sábado, comenzando con Lavish, su fiesta de martes de R&B y clásicos mezcados por Joe Marterano; seguida por Hip Hop is Dead?, los miércoles, una de sus más concurridas, a cargo del DJ Rob Di Nero, e invitados como los DJ Irie, Tom Laroc y Radamás; luego, los jueves son de Victoria's Bote, con los DJ Claudio Holtz y Uma K mezclando beats de electrohouse; y para comenzar el fin de semana, la fiesta los viernes es Heir to the Trone con open format, y los sábados, su insigne The King is Dead, presentando a Umber y John-G con mezclas de house.

Un lugar para conocer, contarle a los amigos y volver. The King is Dead es un espacio alternativo para los amantes de la movida nocturna del Design District, que promete convertirse en uno de los favoritos de este año.

Speak Up!

ThemeKey Debug Messages
Current theme: miamiv5
Using default theme.
These are the current values of all available ThemeKey Properties. By clicking the value you can start creating a corresponding Theme Switching Rule.