The Clevelander

 

Si buscas relajarte y rejuvenecer este no es el lugar indicado...

The Clevelander
The Clevelander
 

Por Douglas Hanks

Cuando los administradores hoteleros quieren jactarse de las recientes remodeladaciones, muchos de ellos resaltan detalles de lujo, como papel tapiz de diseño para paredes, máquinas de café expresso importadas o bañeras de granito negro.

Mike Palma, del hotel Clevelander, tiene otras prioridades.

“Las camas son muy resistentes, ‘a prueba de saltos’, dijo Palma orgulloso durante un reciente tour por las instalaciones del hotel ubicado en South Beach, al tiempo que los trabajadores finalizaban 22 meses de renovaciones.

Después de tres décadas de habitaciones desaseadas y conductas nocturnas poco decorosas, los ejecutivos del Clevelander decidieron cambiar esa reputación invirtiendo cerca de $40 millones en la renovación de la propiedad que data de 1938. El hotel reabrirá sus puertas el jueves 30 de abril y promete ser el mejor y el más elegante en el ramo hotelero.

Entre las remodelaciones realizadas:

-Iluminación de techo en lugar de lámparas de noche, para evitar se caigan o rompan.

-Barandas de mayor altura en los balcones que la requerida por el código de la ciudad. Los 25 pies entre los balcones y la piscina del hotel…podría despertar la tentación entre algunos huéspedes.

-Sellante de silicona bajo las camas para evitar la filtración de líquidos. “Si vomitas en el suelo”, explicó Palma, “Eso evitará que se extienda por debajo de la cama”

-Terraza en el último piso, con sofás tipo cama cubiertos por toldos y cáscadas de agua en la piscina para que los huéspedes puedan refrescarse.

-Baños equipados con cabezales de ducha de mayor tamaño y puertas corredizas para darle sensación de amplitud a los pequeños espacios.

-Nuevos lavamanos terrazo, suficientemente reforzados para soportar el peso de un adulto y prevenir que se despeguen de la pared. “Siéntate en él”, sugirió Francine Madera, manager de mercadeo, a un visitante con 220 libras de peso que inspeccionaba la habitación…el lavamanos pasó la prueba.

-La cocina del hotel se ha equipado con más freidoras y un refrigerador con capacidad para 22 barriles, cuatro veces más que antes. La cerveza extra irá directamente a los bares exteriores, que por primera vez servirán cerveza de barril.

Es obvio que el Clevelander ha optado por seguir el camino tradicional en cuanto a las renovaciones hoteleras: inyectar grandes cantidades de dinero para atraer turistas adinerados.

Los portales de viajes en Internet solían listar las habitaciones del Clevelander por $90. Ahora, las nuevas tarifas empiezan en $179.
“El trabajo más considerable fue la nueva ala de habitaciones con vista a Ocean Drive, incluyendo cinco suites “''Rock Star'' que empiezan en $400 la noche. El sitio web también del hotel resalta otras mejoras, como las sábanas de algodón egipcio y los set de televisores plasma.

Sin embargo, y pese a su renovación, el hotel de 60 habitaciones no parece querer desprenderse de su reputación etílica.

Los huéspedes recibirán un ‘rum runner’ de cortesía a su llegada. También tendrán la opción de pagar $90 por un nuevo cóctel de 120 onzas servido en lo que parece ser una pequeña vasija.

El material publicitario promete “rumba garantizada, inolvidable y sin parar”

“No vamos a dejar de ser lo que somos”, dijo Palma. “Somos alegres y muy rumberos”.

Los habitués del local notarán el gran cambio de look del vestíbulo, que solía ser un bar deportivo. Los ejecutivos del hotel obtuvieron la aprobación del ‘Miami Beach historic board’ para restaurar el área según su decoración Art Deco original. El bar deportivo se trasladó al primero piso de la nueva ala. En el segundo piso se reemplazó lo que solía ser el gimnasio por lo que aseguran serán el primer club nocturno ‘real’ del Clevelander.

“Si buscas relajarte y rejuvenecer”, afirmó Madera, manager de mercadeo, “este no es el lugar indicado”.

Speak Up!