Nuevo club en Miami Beach: Jelsomino

 

A cantar con karaoke en un ambiente informal

See video

SANDRA PALACIOS | sandrapalaciosg@yahoo.com

Llegó el momento de dejar atrás la timidez y animarse a gozar de la propuesta de karaoke de Jelsomino, un club que abrió sus puertas recientemente en South Beach. Lejos de ser el bar tradicional en el que la informalidad y unos cuantos tragos de más son los que impulsan a los cantantes amateurs, este exclusivo espacio nocturno ofrece el mismo concepto de cantar con la letra frente a una pantalla, pero esta vez en una elegante tarima rodeada de glamour, bailarines y hasta coristas.

En un área de la ciudad en la que la movida es beber y bailar, Jelsomino conquista con el embrujo del canto. Justo donde quedaba el desaparecido AeroBar, cerca de concurridos clubes y restaurantes como Villa Azur, Mokai y Treehouse, este nuevo espacio es perfecto para calentar los motores de la noche, disfrutar de buena música, y por qué no, sacar ese cantante que se tiene adentro.

Tal como en su local hermano en Nueva York, Jelsomino cuenta con un enorme listado de canciones compiladas en iPods, complaciendo a todo el mundo con temas clásicos como New York, New York, compuesto por John Kander y popularizado por Frank Sinatra, o dándole gusto a los más jóvenes con hits más contemporáneos como Umbrella, de Rihanna, o las más famosas de Queen o Michael Jackson. Para los más dramáticos, el local ofrece también la opción de pagar por una coreografía/ show, que involucra desde los propios meseros hasta el staff artístico del lugar, para acompañar así los cinco minutos de fama que se viven en la tarima.

Además, varios salones VIP brindan una atmósfera más íntima para fiestas privadas, eventos corporativos, cumpleaños y hasta despedidas de solteros, ofreciendo un plan distinto al de la mayoría de locales de la zona, y diferenciándose con delicadeza de los karaokes comunes.

Con varias piezas de arte dedicadas a los artistas más icónicos de la cultura pop, incluyendo a Amy Winehouse, Elvis Presley o Jim Morrison, en medio de una decoración detallada, con elegantes sofás de cuero, luces al estilo bar- show y un toque de modernismo con detalles industriales como los tubos de acero que iluminan la barra, Jelsomino propone que la experiencia del karaoke puede ser también sexy, además de divertida.

Y por supuesto, la lista de tragos no puede faltar allí, especialmente para aquellos que necesitan un empujoncito para animarse a subir al escenario. Su carta de cocteles ($15) incluye provocativas delicias como el Purple Rose, con bourbon, Briotette Peche, moras frescas, Aperol, mermelada de naranja y néctar de agave, o el Champagne Supernova, mezcla de ginebra, prosecco, fresas frescas, limón y sirope simple, unos de los más famosos de la barra.

Un menú inspirado en la mesa asiática, salpicado de sabores de la cocina europea, está dispuesto para acompañar la noche, con platillos como el rollo de anguila y cerdo ($19), el Tuna Tataki ($14) o las frituras de bacalao ($8), bajo la dirección culinaria del chef Mario Roca.

Jelsomino está abierto lunes, viernes y sábados. Su fiesta más popular es Out of The Box Mondays, para quienes no le temen a trasnochar el primer día de la semana, acompañados de las mezclas del DJ John Cash y de entretenimiento en vivo al estilo cabaret, desde las 10 p.m.

Speak Up!