El `jardín' de Galliano

 

El diseñador británico John Galliano presentó en París las colecciones de alta costura para otoño-invierno 2011 de la casa Christian Dior.

John Galliano
John Galliano.
 

Servicios para El Nuevo Herald

El diseñador británico John Galliano presentó en París las colecciones de alta costura para otoño-invierno 2011 de la casa Christian Dior, un buqué de vestidos cubiertos de pétalos y faldas en forma de tulipanes que florecieron con una profusión de colores.

El jardín de Galliano, una maravilla de conocimientos técnicos y creatividad sin límite, sirvió como un tipo de manifiesto de la alta costura que exhibió de forma ostentosa la razón detrás de las colecciones de ropa muy cara y a la medida que sólo unas cuantas mujeres en el mundo pueden pagar.

Mientras que disminuyen las casas de modas y las marcas más pequeñas carecen de los recursos para presentar sus colecciones de esta temporada en pasarelas, la muestra de Dior fue una celebración bulliciosa de lo que puede ser la moda en su mejor estado.

El estilo de Galliano fue una explosión, una especie de catarsis creativa. La colección se presentó en el Museum Rodin, entre esculturas que sirvieron de fondo al ``jardín''. Modelos que vestían espectaculares vestidos escotados con estampados de flores en morado --color protagonista-- exhibieron también peinados altos y tocados que envolvían el cabello como si de un regalo se tratara. Las faldas con volumen, por encima de la rodilla, se combinaron con zapatos en colores contrastantes y diseños sensuales que mostraban el pie. Detalles en amarillo, un color que estuvo presente también en los accesorios, adornaron los vestidos y enmarcaron la cintura, terminando a veces en lazo. El sentido del espectá***** que distingue al diseñador gibraltareño definió la riqueza imaginativa y la fantasía que no debe faltar en el mundo de la moda.

Speak Up!