Deportes extremos

 

Tony Hawk demuestra sus hazañas en patineta

See video

MELISSA SANCHEZ - msanchez@elnuevoherald.com

A los 6 años, Alex Yanes adoraba andar sobre una patineta por las banquetas y los estacionamientos de Kendall. El hijo de cubanos recuerda practicar con los hermanos mayores de sus amigos, construir sus propias rampas con pedazos de madera, y mirar videos de su ídolo, el patinador profesional Tony Hawk.

Andar en una patineta señalaba un estilo de vida alternativo, igual que el graffiti que Yanes y sus amigos solían pintar.

Yanes ahora tiene 34 años. Es un artista profesional y padre de una hija de 2 años que tiene su propia patineta. El domingo, Yanes llevó a la pequeña Marley a conocer a su ídolo en una exhibición en el parque Westwind Lakes en Kendall.

“Esto es increíble”, dijo Yanes, esperando bajo la sombra de un árbol la llegada de Hawk, de 43 años. “Una vez, a finales de los años 80, mi tío me llevó a ver a Tony Hawk en el antiguo Miami Arena. Admirablemente, Tony Hawk todavía patina a su edad, Tony Hawk viene aquí mismo a Kendall, y yo pude traer a mi hija a ver a Tony Hawk también”.

Cientos de jóvenes y sus familias, incluido muchos padres como Yanes que años atrás eran fanáticos del deporte, asistieron el evento gratuito.

“No puedo contar cuántos padres he visto hoy que han traído a sus hijos a ver a su ídolo”, dijo Rene LeCour, dueño de Sugar Drop Shop, que administra los parques de skate del condado Miami-Dade.

El evento fue la primera parada en una gira nacional de Birdhouse Skateboards, la compañía de patinetas y ropa empezada por Hawk en 1992. Aparte de Hawk, el equipo incluye patinadores premiados a nivel mundial, como Kevin Staab y Willy Santos. El grupo firmó autógrafos antes de entrar al parque de skate en Westwind Lakes para llevar a cabo las hazañas más difíciles del deporte.

En la audiencia estaba Tommy Lima, de 12 años, quien recién empezó a andar en monopatín.

“Yo siempre miraba a otra gente cumplir hazañas increíbles y quería aprender cómo se hacían”, dijo Lima, quien vive en Coral Way. “Tony Hawk ha sido uno de mis patinadores favoritos”.

Otras familias llegaron con horas de anticipación para asegurarse un autógrafo. Entre ellos estaba la familia de Kika Elkind, quien llegó con su esposo y dos hijos a las 10 a.m. El evento empezaba a la 1 p.m.

“A mis hijos les fascina el skate”, dijo Elkind, quien vive a pocas cuadras del parque. “Aquí vienen diario. Realmente, me parece un deporte muy, muy bueno. Les enseñan a los niños a respetar a los otros”.

Yanes dijo que está impresionado con parques públicos como Westwind que ofrecen rampas permanentes y un espacio seguro para los patinadores.

“No hay carros que los pueden atropellar. No están haciendo algo ilegal, como se consideraba cuando yo era joven”, dijo Yanes. “Hablo con mis amigos sobre esto todo el tiempo. Los adolescentes hoy en día no saben lo bueno que están las cosas para ellos”.

Speak Up!