Coconut Grove, fiesta urbana junto al mar

 

Con veleros y boutiques de fondo

mussels-600x395.jpg

SANDRA PALACIOS | sandrapalaciosg@yahoo.com

Ya sea durante la semana o en el weekend, en Coconut Grove siempre hay movida nocturna. Su ambiente familiar y de barrio atrae a los miamenses, quienes se pasean por sus calles luego de hacer compras en las pequeñas boutiques locales o en Cocowalk Mall, en busca de un buen sitio para el relax y el buen ambiente.

La gran oferta de bares, lounges y restaurantes del “Grove” atrapa tanto a locales como a turistas, y encanta con gracia y personalidad a todos esos trasnochadores que necesitan apartarse del ruido de la ciudad. Como en varias zonas de Miami, en el “Grove” también se conjuga la cercanía del mar con la urbe, y juntos conforman un espacio único, que brilla aún más cuando se oculta el sol.

Alrededor del concurrido centro comercial Cocowalk, cuyas salas de cine y tiendas atraen a cientos de personas, los locales culinarios y de entretenimiento están listos para ofrecer tragos, música y buena mesa para todos los gustos. Las estrechas y oscuras callecitas de esta área de Miami le aportan a la atmósfera algo de intimidad, y por un momento invitan a olvidar que se está transitando por una gran metrópoli.

Coconut Grove presenta propuestas gastronómicas de todas partes del mundo, que consienten los paladares con variedad y se adaptan al tono de la zona. Locales como el restaurante Akashi, de cocina japonesa; el Bice Bistro o el Calamari Italian Seafood, que atraen a los amantes de la comida italiana; el Jaguar Ceviche Spoon Bar, que conquista con la mesa latina, o Le Bouchon Du Grove, que sirve deliciosas recetas francesas, son solo algunos de los más visitados.

La mayoría de locales culinarios amarra a sus clientes y no los deja ir, ofreciéndoles, además de buena mesa, provocativos tragos y especiales de happy hour con precios irresistibles.

El Green Street Café, en la esquina de la Main Highway y uno de los establecimientos más grandes del área, conquista con su oferta de platillos internacionales como el jugoso pato a la naranja; el favorito de muchos, el New York Strip, o el Linguini Alfredo. Todo ello en un ambiente encantador, con mesitas afuera, una barra que da hacia la calle y una carta de vinos, tragos, cervezas y cocteles para no dejar a nadie con sed. Uno de los días más visitados del local es el jueves, que invita a alborotar desde temprano, con shots de una reconocida marca de vodka a $5.

Su sede hermana, Lulu, que también se une a esa propuesta de local de barrio, se favorece del mismo especial de vodka los jueves, pero además, invita a sus ofertas de happy hour, de lunes a viernes, de 4 a 7 p.m., con tragos rebajados a la mitad. En Lulu la fiesta es desde el lunes, con caipiriñas a $4, y miércoles de scotch a mitad de precio.

Para aquellos que prefieren la rumba más sofisticada, el Mayfair Hotel & Spa y su restaurante Rendezvous saben ser buenos anfitriones a la hora más feliz. Alrededor de la piscina y en la terraza invitan todos los viernes a gozar de la música del DJ Valdemar, y de cocteles a mitad de precio, desde las 6 p.m. Las mujeres que llegan entre 6 y 7 p.m. son las más consentidas con un trago de bienvenida.

Continuando con ese estilo informal de la zona, el restaurante/bar Lokal no solamente ofrece jugosas y creativas hamburguesas como la Miami Heat Burger, preparada con mayonesa picante y jalapeños, sino que además les da la bienvenida a los comensales para que traigan a sus perros, y les ofrece su propia sección del menú con bocaditos caninos a $5.

Y para aquellos que entienden que frente al mar nada puede salir mal, los famosos locales Monty’s y Scotty’s Landing invitan a sentirse como en unas pequeñas vacaciones porque se puede tomar un trago y gozar de música en vivo frente a botes y veleros . Ambos quedan ubicados junto a la marina de Coconut Grove.

Speak Up!