Clubes: Baoli Lounge

 

La fiesta a mitad de semana en Baoli Lounge.

baoli.jpg

Por Eliana Silva

La diversidad de clubes en South Beach cada vez es más amplia y rigurosa. Pero dicen que con la oferta llega también la competencia, esa que lucha a diario para atraer al mayor número posible de clientes que andan en busca de algo distinto.
Uno de estos sitios que no olvida el gusto por el detalle, la calidad y el servicio personalizado es Baoli Lounge.

Ubicado en el corazón de La Playa, el club sabe que lo bueno no es resultado del oportunismo ni tampoco está sujeto a los antojos de la moda pasajera. Su fama y popularidad vienen de lejos cuando empezó de menos a más en el balneario francés de Cannes y luego llegó a Estados Unidos para abrirse camino en Nueva York, Los Angeles y Miami.
Ubicado en la avenida Collins, Baoli Lounge es uno de los destinos nocturnos más codiciados del sur de la Florida. No solo porque ofrece un ambiente distinguido y fiestero, sino porque hace de su gastronomía y variedad de tragos, sus mejores tarjetas de presentación.

Su propietario es Mathieu Massa, un visionario que apostó al éxito y no se equivocó. Su fama es muy conocida entre los ciudadanos de a pie y entre estrellas como Leonardo DiCaprio, Jamie Foxx, Cristiano Ronaldo, George Clooney, Naomi Campbell, Dolce & Gabbana y Beyoncé.

Con un diseño que fusiona sobriedad, elegancia y modernidad, Baoli Lounge tiene salones para eventos abiertos y privados, así como una terraza y áreas VIP. El ambiente invita a tomar más de un trago o, quizá, aventurarse con uno de sus platos bandera, tales como el pescado a la sal acompañado de vegetales frescos y bien
sazonados.

Con una capacidad para 340 personas, en Baoli atienden con una dinámica que engancha a los visitantes y los hace partícipes de todas las actividades que se realizan.

Uno de los eventos más destacados del lugar y que lleva más de cinco años en el calendario se llama Mi novio está fuera de la ciudad. Ocurre los miércoles. La idea original fue establecer un punto de acceso y de puertas abiertas para que las mujeres, jóvenes y maduras, pudieran disfrutar de la perfecta combinación de un club que fusiona magistralmente música y gastronomía.

Con cócteles de distintos sabores y colores, champán, whisky y vodka, los socios del evento, Absolut Vodka y Perrier-Jouët, dan vida a las diferentes barras del lugar. Pero no solo los tragos lo hacen famoso. De hecho, Baoli ha sido galardonado por el Miami New Times por tener la mejor selección de vinos.

Actualmente la noche de los miércoles es una de las más populares para ir de fiesta en South Beach, “aun más que los fines de semana”, dijo Michael Ridard, gerente general de Baoli Lounge.

“La ciudad ha experimentado un aumento de visitantes entre semana. Mi novio está fuera de la ciudad fue el catalizador que inició esta tendencia que hace que la vida nocturna de Miami durante la semana sea única”, agregó Ridard.

Marcas de prestigio como Nike y Armand de Brignac son algunos de los que auspician las noches a mitad de semana.
El DJ Magnu, reconocido como uno de los mejores a la hora de mezclar hip hop, rock, disco y dance, está comprometido con todos y cada uno de los visitantes hasta que el cuerpo resista.

Con el arte del maquillaje, la firma de cosméticos MAC ha sido también otro de los auspiciadores de fiestas temáticas. En una de estas celebraciones las mujeres vistieron alas de color rosa y luces de neón, mientras que los chicos lucieron tirantes de color rosa. Fue una fiesta divertida que se prolongó hasta bien entrada la mañana. En casi todos los eventos los asistentes se llevan a casa regalos y sorpresas exclusivas, como pareos de playa, lentes para sol, cubiertas para teléfonos inteligentes y camisetas de diseñadores.

Baoli Lounge también lidera el mercado por los aportes de su chef ejecutivo, Gustavo Vertone. Nacido en Argentina, Vertone trabajó más de una década en Francia e Italia. Por eso y más, en el menú es posible encontrar sabores y platos de origen mediterráneo así como presentaciones con elementos y recetas de la cocina asiática.

Speak Up!