Cine: Celeste and Jesse Forever, entre el romance y el aburrimiento

 

La comedia explora la relación de un hombre y una mujer en compañía no basada en el deseo mutuo

See video

RENÉ JORDÁN | CRÍTICO DE CINE/ EL NUEVO HERALD

A los 6 años, Rashida Jones vio Broadcast News y se prometió que si algún día llegaba al cine tendría un rol como la Jane de Holly Hunter, una mujer moderna que anteponía su carrera al amor. Ahora que Rashida triunfa en televisión con Parks and Recreation, decidió pasar a la pantalla grande con un rol similar.

“Soy una ladrona”, dice Rashida. Se escribió ella misma un papel en colaboración con Will McCormack. Empezaron de novios, pero a las dos semanas la muy independiente Jones prefirió que solo fueran coguionistas y muy buenos amigos. Es precisamente el tema de Celeste and Jesse Forever. Rashida Jones y Andy Samberg son amigos íntimos desde el Décimo Grado y, de recién casados, ella se aburre bien pronto. Tienen iguales ideas, comparten los mismos chistes. Sus vecinos (Ari Raynor Erin Christian Olsen) ya no los soportan, porque no cambian de tema. Celeste pide el divorcio, pero Jesse prefiere la rutina y no se muda de casa.

La comedia explora la relación de un hombre y una mujer en compañía no basada en el deseo mutuo. El director Krieger aprovecha la inteligencia del libreto y la presencia de Elijah Wood y Emma Roberts en jugosos papeles secundarios. El coguionista McCormack se repartió buena tajada como el expendedor de marihuana quejoso de que el negocio anda mal desde que la compran con receta médica.

El argumento tropieza con clichés al final y se percibe que las dificultades matrimoniales tienen mucho que ver con la diferencia de carreras y aspiraciones de Celeste y Jesse, pero Jones Samberg no dejan decaer el espíritu sardónico de esta comedia romántica a su manera.

Speak Up!