Brickell Irish Pub

 

Con bandas de rock en vivo, un ambiente descomplicado y mucha cerveza, Brickell Irish Pub refresca la vida nocturna de Brickell.

Brickell Irish Pub
Sofía Debito en el bar de Brickell Irish Pub. Foto: Alvaro Santistevan.
 

Sandra Palacios

El concepto del Irish Pub se puso de moda en Miami, y a tiempo, luego de que ya no cabe ni un solo lounge más, con cocteles carísimos y gorilas a la entrada. Y la zona financiera no se quedo atrás. A tan sólo unas semanas de haber abierto, el Brickell Irish Pub ya es uno de los favoritos para los vecinos del lugar. Es uno de los más grandes y, definitivamente, un local que promete quedarse por mucho tiempo en el vecindario.

Con bandas de rock en vivo, lindas y lindos meseros y bartenders, un ambiente descomplicado y mucha mucha cerveza, el pub ha atrapado al público con una propuesta que refresca la escena de la vida nocturna de Brickell. Con un salón principal de 5,000 pies cuadrados, unas acogedoras mesitas afuera, una enorme barra bien dotada y espacio para todo el mundo, acomoda la versión irlandesa de un bar y la adopta a las noches de Miami.

"Estamos muy emocionados por haber abierto por fin las puertas de nuestro pub'' dice Alejandro Ferlen, copropietario del local. "Tenemos una completa selección de cerveza local e importada y 40 tipos de whisky. El lugar le ofrece a los clientes diferentes maneras de interactuar con él, desde bandas en vivo, noches de karaoke, torneos de billar y foosball [fútbol de mesa o futbolín], y muchas cosas más'' agrega.

En el local la bebida de cebada es la protagonista, con ejemplares embotellados de México, Holanda, Bélgica, Alemania, Japón, República Checa y, por supuesto, Irlanda, por sólo nombrar algunas. Además, ofrece 14 tipos de cerveza en barril, cocteles a base de la bebida, shots y todo tipo de trago posible.

La gente se acerca a degustar de la nutrida lista de bebidas, mientras goza de un ambiente al estilo de un sports bar, disfruta tal vez del partido que estén trasmitiendo en las pantallas, desde football hasta ultimate fighting, y luego baila y canta al ritmo de la banda, que rota cada semana con música diferente.

Su decoración combina los tradicionales matices de un pub con la atmósfera contemporánea que rodea el vecindario. Con mesas y sillas altas de madera, fotos en blanco y negro, detalles antiguos en piedra y hasta una enorme biblioteca que sirve como escenario, el local cautiva a todo el que entra, con un ambiente acogedor, alegre y amigable.

Y para los que les gusta picar mientras beben, Brickell Irish Pub ofrece una amplia lista de comida típica de bar con un twist elegante, con variedad de hamburguesas, sándwiches, costillitas y otras delicias.

De lunes a viernes, el pub brinda diversión garantizada para todos los gustos. Comenzando la semana, los lunes son para torneos de foosball, billar y dardos. Los martes, son noches de póker.

Los miércoles, los cantantes entusiastas tienen micrófono abierto en noches de karaoke; los jueves el rock es el protagonista, con una espectacular selección de clásicas y contemporáneas; los viernes y sábados son de pura música en vivo con diferentes bandas todas las semanas; y los domingos los consentidos son los amantes del deporte con la transmisión de los mejores juegos del día.

Con una variedad de eventos, cerveza por montones, un ambiente amigable y buena música, el Brickell Irish Pub logra impregnar la ciudad con un poco de la energía europea y le da a los trasnochadores una atractiva alternativa a la rumba tradicional de Miami.

Speak Up!